analisislatino.com | cadal.org.uy | foroslatinos.org | institutohavel.org | procubalibre.org | puentedemocratico.org
Seguinos en Facebook Seguinos en Twitter Seguinos en Youtube Seguinos en Google + Seguinos en Instagram
20 de Septiembre de 2017
Eventos
Huber Matos presentó libro de CADAL
17 de mayo de 2005
En la sede de CADAL y contando con la presencia de Hans Blomeier, Representante de la Fundación Konrad Adenauer y de John Suárez del Directorio Democrático Cubano, Huber Matos presentó el libro de Jorge Luis García Pérez ''Antúnez''.
Imprimir

Nuevo libro de CADAL y la Fundación Konrad Adenauer

BOITEL VIVE - Testimonio desde el actual presidio político cubano

 

 

 

 

Presentación del libro

Hans Blomeier, Representante en Argentina de la Fundación Konrad Adenauer, Huber Matos, autor del Prólogo y John Suárez, Directorio Democrático Cubano, en la presentación del libro en CADAL. El caso que presenta este libro, con el testimonio de Jorge Luis García Pérez "Antúnez", es la de un joven al cual la Justicia castrista lo condenó a prisión por adquirir "gran cantidad de papeles que utilizaría para incitar contra el orden social, la solidaridad internacional o el Estado Socialista mediante la propaganda escrita, la que distribuiría a lo largo de la ciudad de Placetas en Villa Clara". Es que ese acto de difusión pacífica de ideas, expresando la disidencia política al gobierno cubano, es considerado por el régimen dictatorial de Fidel Castro como "actos en contra de los principios y la revolución que ponen en peligro la integridad interna". Por ello "Antúnez" padece una extensa, cruel e injusta condena.
Hans Blomeier y Huber Matos.Sin embargo, llama la atención -tras más de cuatro décadas de represión- la escasa denuncia internacional que recibe el régimen cubano y resulta repugnante desde el punto de vista democrático, tanto la complacencia como la admiración que despierta esta dictadura. Siendo tan real que en la Cuba de Fidel Castro las personas como "Antúnez" pueden ser detenidas, enjuiciadas sin el debido proceso y enviadas a cumplir largas condenas de cárcel por intentar ejercer derechos humanos reconocidos internacionalmente -como la libertad de expresión, asociación y reunión- es increíble ver a políticos, intelectuales, diplomáticos y artistas, que se consideran "democráticos", mostrar entre sus "trofeos" una foto junto al más longevo dictador de la actualidad.
Y llama la atención porque la violación a los derechos humanos por parte de la revolución castrista está registrada desde sus orígenes y se mantiene como una constante hasta la actualidad. ¿Cuánto hace que se escuchan las noticias sobre la "liberación de disidentes" en Cuba? ¿Y cómo puede ser visto como "políticamente incorrecto" reclamar apertura democrática en Cuba? Por eso es necesario publicar este libro, ofreciéndole así una voz a quien sufre una condena injusta y poniendo una nueva evidencia de la ausencia de libertad en la isla.
Es cierto que se han publicado varios libros sobre el presidio político cubano, como "Contra toda esperanza", de Armando Valladares; "Rehenes de Castro", de Ernesto Díaz Rodríguez; "Cómo llegó la noche", de Huber Matos; y "Cuba: Mito y Realidad", de Juan Clark y Angel de Fana, entre otros. A diferencia de las mencionadas obras, el autor de "Boitel Vive" se encuentra actualmente en prisión y la publicación de su testimonio muestra los motivos por los cuales se sigue encarcelando en Cuba y los métodos que continúa aplicando el castrismo en sus prisiones.
Huber Matos firma el libro Jorge Luis García Pérez "Antúnez", figura valiente y emblemática del actual presidio político cubano, fundador en las cárceles castristas del Presidio Político Pedro Luis Boitel, ofrece en una autobiografía su historia personal. Y, luego, brinda un testimonio de la vida en las actuales prisiones castristas, donde los presos políticos cubanos conservan el espíritu de lucha contra la injusticia y la entereza que caracterizó a Pedro Boitel. Por eso este libro lleva su nombre; porque el ejemplo de Boitel es la guía para quienes no se rinden ante la represión ni siquiera estando en la cárcel.
Pedro Luis Boitel Abraham fue un líder estudiantil cubano quien participó activamente en el esfuerzo de liberación contra la dictadura militar de Fulgencio Batista. Fue líder de la sección juvenil del Movimiento 26 de Julio, dirigido por Fidel Castro. De extracción humilde, Boitel estudiaba en la Universidad de La Habana al mismo tiempo que trabajaba como radiotécnico. La persecución que el régimen de Batista impuso contra él lo forzaron a exiliarse en Venezuela donde colaboró con Rómulo Betancourt en los esfuerzos por derrocar la dictadura militar de Marcos Pérez Jiménez, estableciendo en un momento determinado una estación de radio clandestina dentro del país. Después de regresar a Cuba cuando Batista había sido derrotado, volvió a sus estudios en la Universidad de La Habana donde sobresalió por su liderazgo, convicciones democráticas e independencia de pensamiento.
En 1960, Boitel aspiró a la presidencia de la Federación Estudiantil Universitaria (FEU) de la Universidad de La Habana y fue apoyado por el Movimiento 26 de Julio. A pesar que este fue el movimiento liderado por Castro durante la dictadura de Batista, Fidel Castro y el liderazgo revolucionario quitaron su respaldo a Boitel precisamente por su independencia de pensamiento y sus convicciones democráticas. El propio Castro intervino personalmente en las elecciones estudiantiles de la Universidad de La Habana para quitarle a Boitel la presidencia de la FEU. Este hecho y otras medidas represivas utilizadas por Castro en su contra llevaron a Boitel a comenzar a conspirar contra el totalitarismo recién establecido en Cuba.
Después de arrestado y encarcelado, Pedro Luis Boitel fue un pionero de la resistencia cívica en las prisiones de Castro. Condenado a diez años de prisión en 1961, lo mantuvieron preso después de haber extinguido su sanción. Después de permanecer cincuenta y tres días en una huelga de hambre, sin recibir asistencia médica y cruelmente abandonado y aislado en celdas de castigo, torturado por los guardias de la prisión "El Príncipe" en La Habana, Boitel murió el día 25 de mayo de 1972. Su cuerpo sin vida no fue ni siquiera visto por su madre Clara Abraham de Boitel. Sus restos descansan en una tumba sin nombre en el Cementerio Colón de la Ciudad de La Habana.
Tanto "Antúnez", como el resto de los más de trescientos presos políticos que actualmente hay en Cuba, mantienen firme su digna lucha por la libertad en su país y rinden honor con su valiente ejemplo a la memoria de Pedro Luis Boitel.
Las futura Cuba democrática seguramente recordará a Boitel como a uno de sus grandes héroes y tendrá en Jorge Luis García Pérez "Antúnez" un testimonio de vida en la lucha contra la opresión.

Gabriel Salvia
Director General
CADAL
Hans Blomeier
Representante en Argentina
Fundación Konrad Adenauer

Buenos Aires, 10 de diciembre de 2004.

Reseña

El objetivo de quien escribió este libro, burlando la férrea censura y control policial dentro y fuera de la prisión, es denunciar los abusos que pueden ser vividos por cualquiera de los cientos de hombres y mujeres encarcelados en las prisiones cubanas por el solo hecho de querer que la dictadura castrista respete los derechos y la dignidad humana.

Es necesario que todos los gobiernos democráticos del mundo, así como los organismos internacionales tomen responsabilidad y reconozcan el drama cubano, dado que con su indiferencia y silencio cómplice contribuyen a la legitimidad de una tiranía que por más de cuarenta años esclaviza al pueblo cubano. Y a aquellos que sirven de sostén financiero al régimen de Fidel Castro, traicionando los mismos postulados democráticos que hipócritamente enarbolan y dicen seguir, se vuelvan y den respaldo a más de once millones de cubanos que añoran y necesitan la única y verdadera libertad: la Libertad Democrática.

Ver la nota sobre el libro

Ver la transcricpión la presentación del libro de Jorge Luis García Pérez por Huber Matos.