Mapa del sitio  Seguinos en Facebook  Seguinos en Twitter  Seguinos en Instagram  Seguinos en Youtube  English version
 
Prensa / Revistas
Oposición al régimen cubano reclama que actúe con “cautela” durante la “transición” a la “libertad” en la isla
10 de noviembre de 2006
Fuente: Semanario Búsqueda (Montevideo, Uruguay)

Dirigentes blancos y colorados y legisladores chilenos coincidieron en reclamar la democratización y apoyar un proceso de "transición" a la "libertad" que aseguran se esta dando en Cuba, pero afirmaron que para que ese objetivo se logre de la mejor forma, Estados Unidos debe actuar con "cautela" y colaborar con "actos inteligentes".

Los planteos fueron realizados durante una actividad organizada el miercoles 2 por el Centro para la Apertura y el Desarrollo de América Latina (CADAL) y el Instituto Manuel Oribe del Partido Nacional, que responde al Herrerismo. El tema central de la reunión fue "La democracia en Cuba".

El asunto fue planteado a través de cinco mesas redondas, desarrolladas en el Salón de Fiestas del Palacio Legislativo y de las que participaron parlamentarios y ex presidentes latinoAméricanos y europeos, asi como representantes de organizaciones que bregan por la democratización en la isla caribeña.

Al realizar una intervención en el seminario, el ex presidente y senador colorado Julio Maria Sanguinetti opino que "el totalitarismo cubano va a caer porque esta demasiado identificado con una persona", su presidente Fidel Castro, a diferencia del sistema soviético, que "estaba demasiado institucionalizado".

Sostuvo además, que Cuba "es mucho mas que una dictadura, es un sistema totalitario", porque se sustenta, entre otras cosas, en un "sistema carcelario que niega la primera de las libertades, que es la ambulatoria". Sanguinetti dijo que no será sencillo conducir un proceso de "transición", porque "de un lado hay temor y del otro hay impaciencia", pero opino que para eso "habrá que buscar diálogos".

En ese marco señalo que "también Estados Unidos es parte en esta historia" y que "esta cometiendo errores". "Lo he dicho en muchas ocasiones. Creo que el embargo, que no es un bloqueo, es desgraciadamente una bandera en la que ha vivido envuelto hasta hoy Fidel Castro para hacer del pequeño David que se enfrenta a Goliat. Estados Unidos tendrá que contribuir con actos inteligentes para que se genere desde afuera, por lo menos, ese sentimiento de libertad, que de confianza a los que tienen temor, que de esperanza a los que tienen impaciencia, que abra caminos (y) que establezca los necesarios puentes de mediación. Todos sabemos que la transición ya empezó", afirmo Sanguinetti.

"Enfrentar la sucesión".

El diputado José Amorin (Lista 15) considero que Cuba vive "un momento excepcional", ya que "el tiempo, la edad cronológica y las situaciones de salud hacen que mas antes que después tenga que enfrentar la sucesión a la durísima dictadura que imprimió Fidel Castro en esa formidable tierra".

"Cuba después de Fidel Castro no va a ser la misma y todos tenemos que trabajar pensando en la apertura democrática de Cuba. Para esto va a ser muy importante la posición que asuma Estados Unidos. Creo y deseo que la posición de los Estados Unidos sea bien moderada. Me parece que tiene que ser bien moderada y muy firme", señalo.

"La posición de Estados Unidos debe ser cautelosa y creo que todos, con tantos amigos que tenemos en el Congreso de los Estados Unidos, podemos ayudar a que se entienda bien esa posición", agrego Amorin ante un auditorio de dirigentes políticos de varios países de América Latina.

En tanto, el diputado oficialista chileno Patricio Walker reconoció que quienes luchan por la democracia en Cuba, sufren "muchas incomprensiones, muchas campanas del terror por parte de activistas, fomentadas por la Embajada cubana o por partidos afines a Fidel Castro", pero dijo que no había que tener "temor al debate".

"Otra falacia que ellos permanentemente señalan es que estar contra Fidel Castro es estar a favor del gobierno de los Estados Unidos. Eso no admite el mayor análisis. Pero creo que estratégicamente, los parlamentos y las organizaciones, cuando estén en desacuerdo con el gobierno de los Estados Unidos, deben expresarlo y manifestarlo. Si lo hacemos, ellos no van a tener argumentos para decirnos eso", añadió.

El legislador democristiano recordó que Chile voto en el Consejo de Seguridad de la Organización de Naciones Unidas la censura a los Estados Unidos por su invasión a Irak al mismo tiempo que negociaba un Tratado de Libre Comercio con Washington.

"Reclamo de libertad".

A su turno, el ex presidente y conductor del Herrerismo, Luis Alberto Lacalle, centro su intervención en que los presidentes den "cumplimiento" a lo resuelto por la VI Cumbre de Presidentes Ibero-Americanos, celebrada hace 10 anos en Viña del Mar.

El jueves 2 de noviembre, junto a sus ex colegas Patricio Aylwin (Chile), Armando Calderón (El Salvador) y Luis Alberto Monge (Costa Rica), Lacalle publico un remitido a pagina entera en el diario "El País" recordando que Fidel Castro "no ha cumplido ni cumple con los extremos esenciales del compromiso solemnemente" asumido en Chile.

"Reafirmamos nuestro compromiso con la democracia, el Estado de derecho y el pluralismo político, el respeto a los derechos humanos y las libertades fundamentales, el imperio del Derecho Internacional y de los principios consagrados en la Carta de las Naciones Unidas, y en especial los principios de soberanía, de no intervención y de igualdad jurídica de los Estados, así como el derecho de cada pueblo a construir libremente en paz, estabilidad y justicia, su sistema político", consigna la declaración presidencial aprobada en Chile en 1996.

El diputado herrerista Jaime Trobo postulo la idea de "cooperar" y "compartir el apoyo a la apertura y a la transición" de los cubanos, "que no es ingresar a decidir lo que debe ocurrir en ese país". Subrayo que la ayuda "pasa por darles apoyo, reflexión y consejos".

Trobo, uno de los parlamentarios uruguayos que mas ha trabajado e insistido con el tema de la democratización de Cuba, considero impostergable que los parlamentarios latino-Americanos se involucren "mas fuertemente, promoviendo el ejercicio de la solidaridad con el reclamo de libertad en los países que se deslizan al autoritarismo o lo sufren".

Además llamo a "defender la democracia plural frente a la democracia participativa que defienden Hugo Chávez y Fidel Castro".