Derechos Humanos y
Solidaridad Democrática Internacional

Artículos

Defensa de la Libertad de Expresión Artística

29 de octubre de 2019

Las canciones prohibidas en el Teatro Comedia

Es una obra en formato cronológico, que empieza con la Guerra Civil Española, la Segunda Guerra Mundial y demás, para luego adentrarse en lo que ocurrió puntualmente en Argentina con las dictaduras. Además, la obra tiene también un formato documental, ya que dispone de imágenes y audios de archivo.
Por Dolores Barón
@lolaa_baron
Las canciones prohibidas en el Teatro Comedia

Los lunes en el Teatro Comedia se abren las puertas a una experiencia desgarradora, pero a la vez bellísima. Se trata de “De eso no se canta: canciones prohibidas de todos los tiempos”, una obra dirigida e ideada por Pablo Gorlero. La obra repasa una serie de canciones que fueron censuradas, en su mayoría, por contextos fascistas y autoritarios.

La música va desde Bob Dylan, Billie Holiday hasta Víctor Jara, Violeta Parra y María Elena Walsh. Va desde canciones románticas, alegres y llenas de energía, hasta canciones tristes, críticas del poder y llenas de enojo. Son canciones que mantienen viva la memoria de quienes ya no están, de lo que pasó y lo que no puede volver a pasar.

Es una obra en formato cronológico, que empieza con la Guerra Civil Española, la Segunda Guerra Mundial y demás, para luego adentrarse en lo que ocurrió puntualmente en Argentina con las dictaduras. Además, la obra tiene también un formato documental, ya que dispone de imágenes y audios de archivo.

Para las personas que vivieron esto, sacude hasta el último dolor que habita en la memoria de uno. Las interpretaciones de Déborah Turza, Julián Rubino, Laura González y Nicolás Cúcaro son brillantes en todo sentido, desde la actuación hasta el canto y su expresión artística. Transmiten todo lo que se sintió y se siente al hablar sobre esto que antes no se nombraba.

El lema y mensaje de la obra es “prohibido prohibir”, sin lugar a dudas, y mantener vivo el recuerdo de aquello que nos construye como historia. La obra fue declarada como actividad cultural que promueve los derechos humanos y además nominada a los Premios Hugo de Teatro. Es recomendable para cualquier edad, muy dinámica y minimalista, pero que llega a tocar todos los sentidos. Se puede ver todos los lunes a las 21:15 horas.