Derechos Humanos y
Solidaridad Democrática Internacional

Artículos

Corea del Norte bajo la lupa

16-05-2022

¿Podrá Omicron revertir el rechazo de Corea del Norte a las vacunas?

Después de pasar dos años con las fronteras totalmente cerradas como parte de la política de «COVID cero» y de rechazar cualquier envío de vacunas, Corea del Norte parecía estar sobrellevando la pandemia, aunque a un altísimo costo social y económico. Sin embargo, el 12 de mayo reconoció el primer caso de COVID-19 –concretamente de la variante omicron–, y desde entonces, los medios estatales han informado más de un millón de casos de «fiebre» y 50 muertes: de ellos, solo 168 casos y un muerto son oficialmente consecuencia del virus debido a la probable incapacidad de Corea del Norte para diagnosticar las infecciones positivas. Kim Jong Un podría continuar rechazando las ofertas de ayuda, pero el brote en Pyongyang promete cambiar las reglas de juego.
Por Chad O’Carroll
Crédito KCNA, agencia oficial de Corea del Norte

(NK News) Las restricciones fronterizas de Corea del Norte de estos dos años para mantener a raya al COVID-19 finalmente parecen haber fracasado ya que los medios estatales informaron el jueves 12 que la variante Omicron, altamente transmisible, había llegado a Pyongyang.

Después de rechazar múltiples ofertas de apoyo de países y organizaciones externas desde que comenzó la pandemia, los analistas están divididos sobre si Corea del Norte cambiará de opinión mientras combate el brote dentro de sus fronteras.

“La comunidad internacional ya ha ofrecido asistencia en vacunas a Corea del Norte, pero el país las ha rechazado”, dijo Go Myong-hyun, investigador del Asan Institute for Policy Studies, y agregó que sería “una gran sorpresa” si Pyongyang cambia la marcha ahora.

Christopher Green, profesor de la Universidad de Leiden y analista del International Crisis Group, coincide en que es poco probable que el brote de Omicron resulte en un pedido de ayuda por parte de Kim Jong Un.

“Corea del Norte llevará al límite su actual estrategia de COVID cero antes de que una idea semejate puede prosperar”, dijo Green a NK News.

“En un sistema dictatorial personalista como este, las medidas contra la pandemia son principalmente políticas. Abandonar la política de COVID cero y aceptar la vacunación masiva constituiría una admisión de fracaso y, por extensión, cuestionaría el liderazgo de Kim Jong Un”, dijo Green. “Eso es insostenible”.

Pero si la situación de la pandemia empeora en Corea del Norte, el nuevo presidente de Corea del Sur, Yoon Suk-yeol, podría aprovechar la oportunidad para reiniciar la cooperación intercoreana, dijo el director de una organización humanitaria involucrada con Corea del Norte. “Para la administración de Yoon, es un momento perfecto para iniciar las relaciones Norte-Sur con una nota positiva: con una oferta pública, masiva e incondicional de ayuda al Norte”, dijo el director a NK News bajo condición de anonimato.

Ryu Hyeon-woo, ex diplomático de Corea del Norte que ahora vive en Corea del Sur, está de acuerdo en que Pyongyang probablemente sería receptivo a la ayuda internacional ahora que debe lidiar con el COVID-19 dentro del país.

Ryu Hyeon-woo, ex diplomático norcoreano que huyó del país, cree que Pyongyang sería receptivo a la ayuda internacional pero no a la asistencia unilateral que provenga de Corea del Sur.

“Corea del Norte, que tiene una infraestructura de salud muy pobre, enfrentará su peor crisis nacional”, dijo Ryu a NK News. “Si la comunidad internacional apoya a Corea del Norte” con ayuda para responder a la pandemia, “será recibida incondicionalmente”, agregó. Pero advirtió que el líder norcoreano, Kim Jong Un, probablemente rechazará cualquier paquete de ayuda unilateral que provenga del Sur.

El director de la organización humanitaria coincide y cree que Pyongyang podría estar más inclinado a aceptar ayuda externa si proviniera de la comunidad internacional en general. El brote de COVID-19 es “el momento perfecto para que la Unión Europea y sus Estados miembros intenten reiniciar un diálogo con Corea del Norte”, explicó. “La UE debería intentar hacer un esfuerzo concentrado y coordinado, como llegar con la misma propuesta y la misma oferta a todas las embajadas de Corea del Norte en Europa”.

Otro ex alto funcionario norcoreano que también vive en Corea del Sur coincide en que Corea del Norte estaba preparándose para buscar ayuda. “La noticia que hubo una reunión del Buró Político muestra que Corea del Norte ha entrado en la fase preparatoria para pedir ayuda a la comunidad internacional”.

John Everard, ex embajador del Reino Unido en Pyongyang, dijo a NK News que la única forma en que el mundo puede ayudar a Corea del Norte ahora es con “millones de dosis de vacunas y los medios para administrarlas”.

Pero eso podría ser muy poco, y demasiado tarde.

“Incluso si se pueden gestionar las cantidades necesarias de vacunas, e incluso si se pueden enviar a Corea del Norte rápidamente, es dudoso que pueda ponerse en marcha un programa lo suficientemente veloz como para evitar una mayor propagación de Omicron”, dijo Everard.

Traducción: Agustín Menéndez
Edición: Florencia Grieco

Las opiniones expresadas en este artículo son de exclusiva responsabilidad de sus autores y no representan necesariamente la opinión de CADAL.

Chad O’Carroll
Chad O'Carroll es director de NK News y escribe sobre asuntos de Corea del Norte desde 2010.
 
 
 

Más sobre Corea del Norte
 
Más de CNN Radio (Buenos Aires, Argentina)
 
 
Ultimos videos